BÉLGICA – Cada vez más belgas renuncian a una herencia ante notario de forma gratuita

BÉLGICA

Cada vez más belgas renuncian a una herencia ante notario de forma gratuita

El número de renuncias a la herencia aumenta año a año. De hecho, un sucesor nunca está obligado a aceptar una sucesión. En 2021, nada menos que 44.155 belgas renunciaron a una herencia de forma gratuita a través de un notario. 

 Nadie está obligado a aceptar una herencia. La ley permite a los herederos elegir entre 3 opciones:

  • Aceptar puramente la sucesión.
  • Renunciar a la sucesión
  • Aceptarlo a beneficio de inventario

Esta última opción es especialmente recomendable si el heredero no sabe con certeza qué hay en la herencia.

“Si un heredero no hace acto alguno, el Estado tendrá por aceptado la sucesión. Luego tendrá que pagar las deudas del difunto, ingresar una declaración de herencia. Para evitar esto, el heredero tiene mucho interés en redactar una declaración de renuncia con un notario”, explica la portavoz del notariado belga.

Si el heredero está seguro de que la herencia contiene más deudas que ingresos, por supuesto puede rechazarla. En Bélgica, sólo es posible denegar una sucesión a título gratuito si los bienes de la sucesión no superan los 5.219 euros. Los herederos evitan así tener que pagar las deudas del difunto. 173.403 belgas han denegado una herencia ante notario de forma gratuita.

Los datos de la renuncia se inscribirán en el Registro Central de Bienes gestionado por Fednot. A partir de ese momento, los acreedores del causante ya no podrán acercarse a los herederos para reclamarles el pago de las deudas. En concreto, basta que el heredero entregue una copia del acta de renuncia a los acreedores. Atención, el heredero, por lo tanto, renuncia a todos los bienes de la herencia y, por lo tanto, no puede reclamar ningún objeto personal (fotos y otros).

En teoría, el heredero tiene 30 años para renunciar a una sucesión. 

Cuando el notario ha registrado los datos de la renuncia en el Registro Central de Sucesiones, la escritura se transfiere automáticamente a una caja fuerte digital personal Izimi. Izimi contiene todas las escrituras notariales desde 2015 y su usuario puede compartir sus escrituras con quien desee.

 

 

VER NOTA: https://www.notaire.be/nouveautes/detail/de-plus-en-plus-de-belges-renoncent-gratuitement-a-une-succession-chez-un-notaire